Los Artistas de Verdad

Los Artistas de Verdad

Deborah Dominguez
Últimas entradas de Deborah Dominguez (ver todo)

Los Artistas de Verdad

Esto es una carta para el Mundo…

Son unas palabras sobre… bueno, para los Artistas. Los Artistas somos diferentes.

Sentimos diferente. La felicidad de los Artistas no consiste en sentarse en esa silla que te asegura la cantidad perfecta de capital bancario al mes. Nosotros, – no olvidemos queridos, que nosotras también somos NOSOTROS, – en ocasiones, no disponemos ni de bancos. Vivimos el HOY y el AHORA. Nuestra abundancia, la respiramos. Nosotros no coleccionamos otra cosa que no sean recuerdos. HOY es TODO lo que tenemos. Y hoy… HOY es precioso: esa es la idea que defendemos y por la que luchamos. Por la que respiramos. La idea por la que sobrevivimos. Somos AHORA. Y ahora, ahora es cuando hablamos. Ahora, alzamos la voz para callar a los no artistas; a aquellas voces que han usado a lo largo de los siglos, con la queja ignorante como lanza. Nuestra voz. Ay, nuestra voz, nuestra voz es nuestro arma. Nosotros Amamos, sentimos, gritamos, nos movemos, saltamos, reímos, enloquecemos, TE enloquecemos. Nosotros lloramos y no nos avergonzamos de ello. No miramos género, raza, ni clase. Pero, de verdad. Abrazamos a la Madre Naturaleza. Sufrimos con ella. Vibramos a su ritmo. Aunque esto conlleve quedarnos solas.

Los Artistas de verdad tenemos una misión.

Sentimos las ENERGÍAS. Comprendemos el lenguaje. Expresamos, sin palabras a veces, y aun así, proyectamos nuestras voces hasta abrazar al más lejano de los ecos, sin rendirnos antes, eso siempre. Amamos, siempre. Encontramos al amor como protagonista hasta en las crueldades más divinas. Hacemos preguntas y esperamos, esperamos, esperamos, esperamos… y seguimos esperando respuestas. Sin descanso. Siempre esperamos. Sin parada. Respiramos. Nos caemos y nos levantamos. Pero, seguimos sonriendo. Fuertes. Nosotras adoramos a la humanidad, tanto que la creamos, que la hacemos líder de nuestros éxitos y protagonista de nuestras vidas. Con sus luces, con sus sombras, y sí, somos capaces de aceptarla y llegar a comprenderla, de defenderla ante TODO. Y así, estamos preparadas, para pasar a la siguiente fase del juego. A la siguiente dimensión. Porque la de la impaciencia ya no se nos resiste. Se difumina con lo banal. Permanecemos enteras. Con miedo, sí. Pero valientes. Y, aun así, esperamos. A los Artistas de verdad no se les comprende, lo cual, nuestros ojos llegan a comprender, no crean… que nosotros también formamos parte de este ungüento llamado sociedad, aunque nos pese. No solo les perdonamos, sino que esperaremos, aquí seguiremos esperando para ayudarles a sanar cuando nos necesiten. De verdad creo que los Artistas son criaturas divinas creadas para ser los verdaderos superhéroes que mantienen a esta tribu viva.

Hay un momento en que respiramos y descubrimos que ya no existe más miedo en nuestro ser que tema el MAÑANA. Y estamos hablando de supervivencia, no de preocupaciones al uso. Estamos orgullosas de nuestra especie y amamos esta sensación diferente. De verdad, aunque nos hayamos convertido en esclavos de ella. Miramos hacia el horizonte y nos damos cuenta de que, hasta ahora, hemos salido adelante: con las mejores y las peores de las respuestas.

Tenemos un deber, de verdad.

Nos importa… Estimulamos y hacemos que el mundo vibre. ¡Y, qué bonito es eso! Amamos hacer vibrar al otro. Para eso estamos en este Mundo. ESE es nuestro verdadero poder, de hecho. Confiamos en TODO. La falta de opciones, y aceptación, nos ha enseñado a hacerlo. Éste es realmente el primer refrán en nuestra guía de supervivencia. Este despertar está dentro

de nosotras desde que nacemos. Si dejamos de confiar, Queridos míos, si dejamos de confiar, entonces, será cuando sí, moriremos. Si dejamos de imaginar, entonces, perderemos la batalla. Si empezáramos a odiar, entonces nos debilitaríamos. Y la debilidad, señoras y señores, no es parte de nuestra guía. Nosotras conocemos la cara de la vulnerabilidad. Conocemos la pasión. Somos los únicos seres que no nos avergonzamos, es más nos emociona, el hecho de SENTIR, y de mostrarlo así de bien…

Nunca morimos. Los verdaderos Artistas, amigos míos, nunca mueren. Los Artistas de verdad dejan huella. Son capaces de dibujar sus ideas, de mover masas, de despertarlas, de priorizar a nuestra gente ante TODO. Los Artistas comprendemos el honor que es, recibir, porque sí, el TIEMPO que pertenece a la vida del otro. Y la suerte que es formar parte de él. Podemos sonreír en un día de lluvia y convertirlo en el más maravilloso, inolvidable y brillante del calendario egipcio.

Los Artistas son los únicos seres sobre la faz de la Tierra que, conscientes, permiten la liberación de sus emociones y se acechan a la crítica osadamente. Somos ÁRBOLES: en pie, inmóviles y firmes, miramos fijamente al sol, al viento, al fuego, respiramos la belleza siempre sin necesidad de poseerla, y ciegamente, sin elegir los diamantes que configurarán nuestro destino. No retamos a los Dioses ni al Universo. A nosotros no se nos permite elegir.

Los Artistas te dicen la verdad. Como es. Empatizan contigo en la primera cita y te ven a primera vista, aunque no digan nada. No reciben mentiras. Lloran contigo. Sienten contigo. Y por ti. Y nunca olvidan.

Los Artistas son realmente libres.

Los de verdad cambian el Mundo. Y la Historia.

Los Artistas pueden amar. Los Amores más maravillosos que jamás hayas sentido, son de Artistas. Pueden amar intensamente sin abrumarte. Y cuando eres amada por un artista, querida mía, también será inolvidable. Tanto, que ese recuerdo se grabará en tu alma y hará que el resto de tu vida sentimental se convierta en un desastre sin sentido. Capaz hasta de hacerte sentir que fue un sueño, o un recuerdo del subconsciente; como si nunca hubiera ocurrido. Nunca lo mencionarás porque te avergonzará la capacidad de imaginación que puede llegar a alcanzar tu alma. Y sí, le negarás a tu espíritu hasta el día final que ha sido real.

Los Artistas soñamos. Vaya si lo hacemos… ¡Y a lo grande! Soñamos despiertos. Soñamos hacia dentro y hacia fuera. Todo el tiempo. Somos los únicos que creemos en los SUEÑOS. En su realidad y en su magia. Y cuando encontramos a otro soñador… madre mía, cuando encontramos a otro soñador, nos derretimos en uno. Como materias de la misma naturaleza. Bailamos. Cantamos. Fluimos y flotamos. Aun sin agua. Respiramos sin aire. Los Artistas, somos seres que no necesitamos superficie alguna, para HACER y DESHACER. Nuestra IMAGINACIÓN… Ah… nuestra imaginación alcanza lugares lejanos, fuera del alcance humano.

Cambiamos el Mundo y las Almas. Cambiamos la Humanidad.

Lo que sí coleccionamos son sentimientos. Coleccionamos momentos, ¿sabes? Poseemos el mayor de los poderes animales. Primitivos: La capacidad de lucha. No luchamos contra otros. Nuestro mayor objetivo es la creación de memorias. De recuerdos que serán nuestro Tesoro, y sucesivamente, el de nuestros descendientes. Y estos tesoros hacen de nosotros sí, seres ricos.

Les susurraré el Verdadero secreto de un Artista. Solo porque son USTEDES. Su secreto es la resistencia. La insistencia. Y que la FUERZA de este secreto sea tan fuerte como ellos. Es

alegría y encanto. Es júbilo. Gozo y Placer. De ello nos alimentamos. Y el otro secreto, tal vez ya lo sepan, se llama CONFIANZA. Confianza en alcanzar la plenitud de todos ellos en milésimas de segundo.

Los Artistas de verdad tienen superpoderes, ¿saben? Son capaces de nacer, de vivir, de estamparse con todos obstáculos del camino de una, dos, y tres vidas, de sentir, de caerse, de soñar alto y grande, inmenso, de dar a luz nuevas vidas, de criarlas, de crecer y envejecer, juntos o en soledad, de construir sueños y hacerlos realidad, de morir, e incluso, de subir a los cielos de forma ‘sobrenatural’: todo esto en hora y media.

La vida para NOSOTRAS es más dura; SÍ, queridos míos… definitivamente, pero TAMBIÉN y por encima de todo, es más, PRECIOSA. Y MÁGICAMENTE. BELLA.

 

Paz.

© Deborah Domínguez

Dedicado a Felipe Zapico Diez, la preciosa inspiración de estas palabras.

Y a TODOS los Artistas, en TODOS los momentos.

ARTISTA, ERES PIEZA CLAVE Y NECESARIA DE LA BELLEZA & SANIDAD MENTAL Y ESPIRITUAL DEL MUNDO.

Cuando lo olvides, solo AMA. Pues AMAR, bien es el verdadero ARTE para el que has nacido.

 

Los Artistas de Verdad

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x