La Reina Descalza de Ildefonso Falcones

La Reina Descalza de Ildefonso Falcones

Últimas entradas de Maria Loreto Sutil Jimenez (ver todo)

Es propio de aquellos con mentes estrechas embestir contra todo aquello que no les cabe en la cabeza.

Antonio Machado

La Reina Descalza de Ildefonso Falcones

 Una novela en la que el autor inyecta datos históricos, pero que yo no diría histórica porque no muestra con clarividencia el momento social, económico, político en que la ubica: siglo XVIII en Sevilla y otros puntos de Andalucía. Hay muchos momentos en que la lleva in extremis, tocando mucho la fantasía y sacándote de la realidad.

Dibuja una semblanza de la raza gitana, con su cante, su baile, sus costumbres. Una etnia errante, peculiar que ha sufrido y han sido incomprendidos por sus hábitos, su idiosincrasia. Cuando llegan a un país y tratan de socializarlos se rebelan y se radicalizan.

En el libro muestra su forma de vida. Es fácil de leer, comprensible… Aunque no es una historia de peso.

No obstante, tiene personajes interesantes:

Portada La Reina Descalza
Portada

-Caridad, la chica negra esclava. La liberan, pero su mente continúa siendo servil, solo atiende cuando se le ordena sin saber porque lo hace. Hay personas que solo actúan cuando se les dan órdenes sin necesidad de nacer en esclavitud. Son esclavas y no lo saben. A través de Caridad nos da este mensaje.

-Milagros. Joven gitana. Libre de pensamiento y actos, pero el amor la enajena y anula. Al desposarse con el gitano de sus amores, su pensamiento y su cuerpo quedó tan vendido que fue obligada a prostituirse por su esposo.

-Ana. La madre de Milagros, aun encarcelada era libre. Aunque estés encerrado puedes ser libre porque la libertad está en la mente. Ana no se doblegó nunca y luchó por su raza alentando a las demás.

Caridad se hizo libre cuando empezó a luchar por sus derechos.

Todos nacemos libres. La religión, las normas sociales con sus prejuicios… nos la van restando. La libertad se construye diariamente está reñida con las planificaciones, con las ideas preconcebidas. Se levanta día a día por imprevisibles caminos… cuesta un esfuerzo, hay quien no quiere pagar ese esfuerzo, compromiso, empatía, solidaridad…

Todos estos recados podemos extraerlos de la obra.

Al escritor le gusta el perfil de la mujer porque lo considera más rico en matices que el de los hombres y nos lo muestra en pinceladas de colores puros. Selecciona personajes variopintos del siglo XVIII para que el lector medite y escoja.

Embeberse en el cante,

en el vino y los besos;

convertir en un arte sutil,

y de capricho y libertad, la vida;

sin aceptar el hierro de la mediocridad;

poner todo a un envite;

saborearse, darse, sentirse,

¡vivir!

TOMÁS BORRÁS,

“Elegía del cantaor”

 

 

Desnuda soy, desnuda digo: soñadora.

LORETO SUTIL

 

Más Libros de Ildefonso Falcones

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x